Sígueme en las redes sociales

TRADUCTOR-Translate

MAGDALENAS DE LECHE CONDENSADA Y PEPITAS DE CHOCOLATE

Estoy en un momento de mi vida que, sinceramente, con lo que llevo vivido, y lo que me queda por vivir en mis carnes morenas, me da igual decir lo que pienso y que alguien se mosquee.

¡Ah, no, espera!, si tarde o temprano termino por decir lo que pienso...
Entonces mejor diré que soy, genio y figura hasta la sepultura. Mejor asi.

Bien, pues esto lo pensé cuando probé la receta de estas magdalenas de leche condensada.

Leí la receta en una web de leche condensada muy famosa y además la he visto en muchos blogs, bien sea en forma de bizcocho o en magdalenas.

Una vez hecha, tengo que decir que me defraudó un poquito y el resultado no fué lo que esperaba, y para no engañar al personal aquí va mi opinión.

Había leido en varios sitios que eran unas magdalenas esponjosas y joeeerrrr, esponjosas, lo que se dice esponjosas no son.
Eso si, de sabor están ricas.

Quizás pensaréis que hice la receta mal o que al ponerle pepitas de chocolate varía la receta y sea la causa.

 Bueno, todo es posible, pero os puedo asegurar que llevo unos cuantos bizcochos, y unas cuantas magdalenas hechas ya y tampoco se me da tan mal y las pepitas no las incorporé a la masa, sino por encima

 Mi recomendación frente a esta receta sería:

*Si te gustan los bizcochos densos, esta ES tu receta.

*Si vas a hacer las magdalenas y sabes que caerán todas  esa misma tarde, esta ES tu receta.
Pero ten en cuenta que, cuando pasa el tiempo, la magdalena se convierte en "Magdalena Crepúsculo", también conocida como  "magdalena vampiro"que cuando la mojas en café con leche se chupa todo el café y tu sangre si pudiese.

*Si tienes un bote de leche condensada y quieres darle uso, esta ES tu receta.

Ahora bien, si tienes problemas respiratorios, esta NO ES tu receta, puesto que si le das un bocao asi sin remojar y sin agua a mano, se te queda ahí como parada entre la curva de bajada al  gaznate, como "ni pa dentro, ni pa fuera" y que cuando puedes tragar, vas notando bajar el pedazo de magdalena  por todo el esófago. Es, como decía mi madre, un poquito "ahogaora"

Si sois pocos en casa, o no coméis mucho dulce, esta NO ES vuestra receta, porque al día siguiente, la cosa empeora  y está aún más apretadita.

Mi consejo:

Para los que nos gustan los bizcochos más esponjosos, es preferible usar otras recetas que lleven leche, o zumo de naranja. Esto último, el zumo, le da una esponjosidad muy apetitosa y un sabor delicioso.

Os pongo algunos ejemplos (pinchad en el nombre):

ó
ó

Claro está que hablo desde mi opinión y experiencia. No se me vaya a enfadar nadie


De todos modos, aquí va la receta

Ingredientes:

- 150gr de harina
- 4 huevos
- 400gr de leche condensada
- 50gr de mantequilla fundida (yo usé aceite)
- un sobre de levadura royal
- unas pepitas de chocolate

Batimos las yemas con la leche condensada el aceite. Bien batido.

Montamos las claras a punto de nieve .

Incorporamos la harina y la levadura a la masa .

Por último incorporamos las claras a punto de nieve con cuidado de que no se bajen mucho.

Rellenamos unas 3/4 partes los moldes de las magdalenas y por encima les ponemos unas cuantas pepitas de chocolate y espolvoreamos con azúcar.

Horneamos a 180º con el horno precalentado, unos 30 minutos.



Aunque haya empezado diciendo que son un poco apretaditas y ahogaoras... ya véis que no hay cuerpo que se resista a comerlas.
¡Ñam, ñam!


 Suerte con las magdalenas de leche condensada. 

Espero que os gusten


Print Friendly and PDF

Comentarios

  1. jajaja, yo que cuando leí el título de la receta pensé en aprovechar un bote de leche que tengo en la nevera, ahora ya no lo tengo tan claro.............yo creo que la única ventaja que le veo es la que dices de que se vayan todas en una tarde. Aquí la verdad es que bizcocho hecho, bizcocho que vuela......aun así me lo pensaré jajaj
    Besinos

    ResponderEliminar
  2. Jooo a mi me encantan!!! vaya ricas que tienen que estar. Voy a tomar buena nota. Gracias y feliz semana.

    ResponderEliminar
  3. Pues yo te voy a decir otra frasecita...mejor fuera que dentro....si es que es malísimo callarse hija, las cosas claras y el chocolate espeso...como las magdalenas, jajaja...estoy contigo para hacer unas magdalenas esponjosas mejor sin 1/2 kg de leche condensada. Besicos

    ResponderEliminar
  4. Pues de leche condensada de momento aún no las hice, ganas si que les tengo y desde luego la pinta que tienen las tuyas es muy buena, reina. Eso si, yo siempre remojaditas en leche hija mía, que es como más me gustan estas cosinas.

    besinesss

    ResponderEliminar
  5. Cuanto tiempo sin hablar contigo,no tengo perdón Toñi, pero estoy a tope de trabajo y apenas tengo tiempo...leo cuando puedo y contesto en pocos minutos que me tomo de relax...
    Pero me encanta leerte y disfrutar de tus magdalenas, ya lo sabes.
    Un beso enorme
    Elena

    ResponderEliminar
  6. que buenass!! yo este finde las he hecho de limoncello, y no veas como volaban! jeje besos

    ResponderEliminar
  7. Ay por Dios, como éstas las vea la Manoli se las come de una sentá, que no sentadilla. ¿Y dices que salen apretás? Madre de Dios, esta receta es orgasmatrónica. Me voy, de irme, no de lo otro...jajaja. Un besote, malísima.

    ResponderEliminar
  8. Jajajaja, pues haces bien en avisar. Yo creo que paso, y no es que no me gusten los bizcochos densos, pero no acabaría con ellas en una tarde, soy muy glotona pero no tanto. ¡En fin, otra receta habrá que más me convencerá!
    Un beso, guapa, y ¡no cambies nunca!!!
    Marhya

    ResponderEliminar
  9. Que pinta más riquísima por dios !!!. Besos

    ResponderEliminar
  10. Toñi tienen que estar de muerte, tengo que hacerlas que seguro que mi costi las debora en un pispas! un beso guapa :)

    ResponderEliminar
  11. Hola guapa, respecto a estas magdalenas no puedo opinar porque en mi armario nunca hubo leche condensada. Es verdad que he hecho un montón de magdalenas con distintos resultados y a día de hoy me quedo con las de Xavier Barriga sin dudarlo. La leche les confiere una suavidad que me encanta.
    En fin, siempre me alegro de tu sinceridad a la hora de juzgar las recetas, es de agradecer porque se ve muy poco y es un gesto muy digno.
    De cualquier forma, os las comeríais no? aunque solo sea por las pepitas chocolatadas jajajaja
    Un besooo

    ResponderEliminar
  12. Bueno, ¿que hago?, me encantan las magdalenas pero hija con tantos peros, pues voy a seguir con mi recerta tradicional, jejejeje.
    A yo tambien soy de las que dice ....... A quien le importa lo que yo haga , a quien le importa lo que yo diga.................

    ResponderEliminar
  13. Pero mira que me troncho contigo, anda que no me has hecho reir ni nada, jajaja
    Y hasta me has picado y quiero probarlas, jajaja

    Salu2. Paula

    ResponderEliminar
  14. ¡¡Menudo bocado le están dando a la madalena, jajaja!! No estarán tan mal entonces... Besitos.

    ResponderEliminar
  15. ja,ja....que exagerada eres me ha encantado tu forma de describirlas quiza no sean muy esponjosas pero tienen muy buena pinta


    ¡¡besos¡¡

    ResponderEliminar
  16. yo me arriesgaré a hacerlas y estoy segura que no llegarán al crepusculo....jejejej.
    bexinos

    ResponderEliminar
  17. Madre del amor hermosooooo que pintazaaaaaaaaaa tienen pero con esa cantidad de leche condensada no me extraña que esten super mega dulces y densas .
    Estos son los ingredientes de la receta que yo hago y te aseguro que no las comes al dia siguiente no por que esten como penedos si no por que desaparecen jajaja.
    Para que veas proporciones te he puesto las cantidades de los ingredientes.
    6 cucharadas de leche condensada.
    150 gramos de harina de repostería.
    6 cucharadas de aceite.
    3 huevos.
    2 cucharaditas de levadura Royal.
    1 limón.
    Te dejo el link de la receta.
    http://siguiendoanenalinda.blogspot.com.es/2010/11/magdalenas-de-leche-condensada.html
    Bueno las vas a ver y las haces si quieres que como bien dices cada una a estas alturas de la vie hace lo que quiere y sin que nadie tenga por que enfadarse.
    Bicos mil y feliz semana wapisimaaaaa.

    ResponderEliminar
  18. A ver, si es que ya sabemos que tú no eres de poner recetas que te han salido malísimas pero que aún así las publicas diciendo que está maravillosa, que de esas también conozco yo unas cuantas y te das cuenta cuando empiezas a probar recetas y hablo de hacerlas al pie de la letra, eh?
    Eso es lo que más me gusta de tí Toñi. por eso siempre sé que si me animo a hacer alguna de tus recetas es éxito seguro (joer menudo peloteo, jajaja).
    Yo creo que te voy a hacer caso, que a mi me gustan las cositas más ligeras, aunque también te digo que conozco yo a alguna que se pirra por estas cosas densas, eso sí, mojándolas en leche.
    Besitos

    ResponderEliminar
  19. jajaja Pues a pesar de todas las advertencias las veo con una pinta fantastica!! Besos

    ResponderEliminar
  20. q piintaza mas rica q tiene!!!! me encantan!!!! q delicia

    ResponderEliminar
  21. Preciosisima, yo no creo que exista alguien que se enfade contigo, al menos yo, adoro tu sinceridad, eres única, lo has escrito todo de una manera tan divertida, que no sabes cómo me has hecho reír, gracias por eso, eres fantástica!!
    Yo sólo diré que si las magdalenas saben la mitad de lo ricas que se ven, seguro que están exquisitas!
    Un besito enorme y feliz semana guapi!

    ResponderEliminar
  22. Jajajaja lo de ahogaora me mata! Entonces no es pa mi... agradezco la sinceridad, pero si un día me sobra leche condensada, las hago y las traigo al curro :)

    ResponderEliminar
  23. Pues se ven muy ricas, yo hice una vez un bizcocho de leche condensada y la verdad ya ni me acuerdo como sabia ni de como era, quizas no me causara buena impresión. De todas formas no sé si era la misma receta, lo sacaré del baul de los recuerdos y lo haré otra vez.
    Besos. Lola

    ResponderEliminar
  24. Pues yo también había pensado que estaban muy buenas pero si dices que son "densas", creo que me reservaré el bote de leche condensada que tengo en la despensa para otros menesteres. Un besote.
    Aliño con cariño

    ResponderEliminar
  25. O sea, que empapizan, no sé, no sé....de lo que tomo nota es del tema delas albóndigas y el horno: interesante! Sigue así, y cuídate mucho!

    ResponderEliminar
  26. Juas juas, me mondo contigo, Toñi.
    Eso sí, tengo que decirte que me sorprende porque no hace mucho que yo misma hice un bizcocho de leche condensada y me pareció divino. El mío estaba jugosísimo, en serio. Llevaba, ahora lo acabo de comprobar, una pizca menos de harina (30 gr. menos), no creo que eso marque mucho la diferencia.
    ¿No puede ser que al ser magdalenas y, por tanto, porciones más pequeñas, tuvieras que darle un poco menos de horno?

    Un beso

    ResponderEliminar
  27. Pues mira que anoche vi que habías publicado esta receta, pero decidí no verla hasta hoy, tú sabes, por eso del "se me han antojado!!". Tengo la ocasión justa para hacerlas y que las liquiden en una tarde, una reunión familiar que no va a tardar mucho, por lo que apuntadas quedan!!!
    Un abrazo ahogador!!
    Nota: iba a poenr un beso ahogador, pero en la imagen que me he creado en la mente no quedaba muy bonito...

    ResponderEliminar
  28. Las magdalenas son una de mi perdición, me encantan de todas las formas y maneras...........deliciosas.
    Besos.

    ResponderEliminar
  29. Jajjjaaaa pues fíjate que hace poco las vi en un blog que ahora mismo no recuerdo y pensé en hacerlas, pero qué suerte que tu las hayas hecho primero jajajaja ......Al instante ya he cambiado de acuerdo y mejor prepararé un flan que ese sé de antemano que está para chupetearse los dedos :)
    Muchos besines mi linda.

    ResponderEliminar
  30. Una de las preferidas de mi hija...tendré que empezar a hornear madalenas, me has animado más que la entrada de otoño.Bssss...

    ResponderEliminar
  31. Jeje, pero que explicita eres para describir el paso de la magdalena seca por la garganta. NO las conocia pero tampoco hago muchas, prefiero hacer un bizcocho. Puede que no esten esponjosas pero si que se ven ricas.

    ResponderEliminar
  32. Hola Toñi. Leyéndote siempre uno saca sus conclusiones. Tienes la virtud de decir al pan pan y al vino vino y no te casa con nadie jj, bueno con tu marido sí, de eso no hay ninguna duda.
    Cuando alguna casa comercial te mande algún producto o se lo pidas estoy seguro que se pondrán a temblar porque como te he dicho antes cantas las cuarenta la más pintado. Recuerdo que no hace mucho pusiste en solfa una receta de una famosa que ha escrito un libro de recetas jj. Eso no se me olvida jj como tampoco se me olvidan muchas más cosas, esas ya se quedan guardadas para siempre.
    He hecho pocas magdalenas pero atendiendo a tus consejos te quiero asegurar que no serán de leche condensada las que haga en otra ocasión. De todas formas creo que te salieron estupendas y que duraron muy poco.
    Un beso

    ResponderEliminar
  33. No ha cambiado nada, tú siempre has dicho lo que piensas y me parece bien.
    Las prefiero esponjosas de lo contrario se lo que pasa, llegan al día siguiente y al otro y al otro, al final se las mete una en el bolso como arma defensiva.
    Bueno, seguro que no es para tanto, que en la foto se ve que hay una boquita que no le dice no.
    Besos guapetona.

    ResponderEliminar
  34. Me quedo con la primera parte de la receta, lo que me he reído.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario en la entrada

Sé que en ocasiones mis entradas son extensas,o se desvían bastante de lo que son recetas de cocina en sí y no todos estáis dispuestos a leerlas enteras, no importa, sea cual sea la respuesta, aunque sea un, ¡¡ uhmmm, me lo llevo !!, será agradecido igualmente.
Si tienes cualquier duda o sugerencia que hacerme, puedes escribirla aquí o enviarme un correo electrónico, estaré encantada de recibirla y de responderte
Este blog no participa en cadenas de premios ni memes , aun así,te doy las gracias por acordarte de mí para ellos

Entradas populares de este blog

COMO COCER CAÑAILLAS Y OTROS MARISCOS

CODILLO DE CERDO SALMUERIZADO EN CASA Y AL HORNO.

RECOPILATORIO DE RECETAS CON NÍSPEROS.