Sígueme en las redes sociales

TRADUCTOR-Translate

" MEAT PIE" AUSTRALIANOS

El meat pie o pastel de carne australiano es el resultado de la mezcla de culturas americas e inglesas, que hay en este país.
Este típico pastel debe ser pequeño, que quepa en una mano, para poderlo comer por la calle, por lo que, aunque se puede hacer la versión grande, lo más característico es que sean así , pequeños, de tamaño individual.
Lo normal es servirlo con ketchup, pero hay una versión del meat pie que se sirve sobre un puré de guisantes o judías verdes, pero yo preferí así tal cual, pues no me gusta la textura que queda cuando se ablanda la masa al estar sobre el puré y mucho menos me gusta con ketchup.

La verdad es que queda un entrante delicioso y no es nada difícil de preparar, a ver que os parece


Ingredientes para la masa:

- 700gr de harina
- 300cc de aceite de oliva, yo puse el de 0'4º
- 300cc de agua
- 15gr de sal.

Ingredientes para el relleno:

- 250gr de carne de cerdo picada
- un calabacín
- una cebolla tierna
- unos guisantes congelados
- dos ajos tiernos
-50ml de vino blanco
- aceite, pimienta y sal.

Hacemos la masa:

Primero haremos la masa que necesitará reposar un poco, extenderla y cubrir los moldes y dejarla reposar.
*Ponemos a cocer el agua y el aceite y cuando esté hirviendo, retiramos el recipiente del fuego y vertemos la harina con la sal.

*Escaldamos la harina moviéndola con una espátula, y en cuanto haya templado, amasamos bien para conseguir una masa lisa y brillante.

*Dividimos la masa en dos partes porque necesitaremos guardar una cantidad para tapar los pastelillos.
*Estiramos la masa con cuidado (yo lo hago sobre papel film en la encimera) y vamos forrando los moldes o el molde si haces un único pastel más grande.

Dejamos reposar y vamos preparando nuestro relleno:

*Ponemos a rehogar en una sartén con un poco de aceite los ajos tiernos y la cebolla picados.
*Añadimos cuando estén blandos el calabacín a pedacitos y seguidamente la carne picada.

*Rehogamos y añadimos los guisantes y seguido el vino blanco.
*Dejamos cocer y que reduzca todo y rellenamos las tartaletas escurriendo el jugo lo más posible.

Estiramos el resto de la masa, cortamos unos círculos y tapamos nuestras tartaletas uniendo bien los bordes.
Con una tijera cortamos la masa en el centro y le hacemos un agujerito para que salga el vapor del horneado.


Horneamos a 180º unos 30-35 minutos. 

Dejamos enfriar un poco antes de desmoldar y servir. 
Se desmoldará con facilidad, y no es necesario que untemos con mantequilla el molde, pues la masa es bastante grasa y no se pega a los moldes.



Los podemos tomar fríos, hacerlos con antelación, tomarlos templados o como nos guste más.

Sirven para llevarlos un día de campo, para hacer un entrante en una comida informal, o de estas que llamamos "comer de pie" 


Espero que os gusten.

Print Friendly and PDF
Volver arriba

Desafío en la Cocina

Desafío en la Cocina
Cada mes una receta nueva, dulce o salada.

Me sufren y padecen

Entradas populares de este blog

COCA BOBA DE CANELA

MONAS DE PASCUA

COMO COCER CAÑAILLAS Y OTROS MARISCOS