Sígueme en las redes sociales

TRADUCTOR-Translate

PIERNA DE CORDERO A LA SAL

Esta receta me la recomendó mi carnicera. Cuando fui a comprar el cordero le pregunté de que otra manera podía preparar la pierna del cordero.

Ella me aconsejó que a la sal, como se hace el lomo de cerdo o el pescado. Me deshuesó la pieza y me dijo las pautas a seguir. Y yo las pongo tal cual, además de los cambios que yo hice. ( faltaría más, no sería yo).

Recomiendo hacer este plato de un día para otro, para dejar que la carne esté fría y poderla cortar con facilidad.

Primero, una vez tenemos la pierna deshuesada por la carnicera, tenemos
que atarla bien para dejar una pieza compacta y que al cortarla nos quede una loncha con buena presencia.

Después, necesitamos sal gorda para tapar la pieza y hacerla en el horno.

Pensando, pensando, pensé que quedarí
a algo sosa, y a la sal gorda le añadí dos cucharadas de tomillo y dos de romero, secos.

Al tener que cocer en el horno a fuego lento, los aromas pasaron a la carne, y fue un acierto.

Mojamos ligeramente la sal para formar la capa debajo y por encima de la carne, y ponemos al horno entre 160º
y 180º unas tres horas.

Cuando sale del horno tiene este aspec
to.





Quitamos las capas de sal y limpiamos bien con papel de cocina la sal , toda la que podamos, y ponemos la pieza al frigo. Al día siguiente se podrá cortar estupendamente en lonchas.



Esto es un pequeño recuerdo para mi cuñada, si me lee, ( Manoliiii, mira para que hice la foto aquel día en el restauranteeee, para copiar el detalle de la patata)


Hecho el inciso, paso a explicar la guarnición y la salsa que acompaño al plato.

Pelamos una patata grande, y con el descorazonador le hacemos unos agujeros como si se tratase de un queso y la cuadramos , y los cilindros que extraemos los reservamos también.

Freiremos a fuego moderado la patata agujereada y los bocados extraídos, los reservamos.

Para la salsa:

- medio bote de pimientos rojos asados en conserva.
- dos cucharadas de tomate frito.
- un puñado de guisantes
- media copa de vino.

Trituramos los pimientos y añadimos en una sartén, las cucharadas de tomate frito, los guisantes y el vino. Rectificamos de sal.

Dejamos que haga chup chup y ya tenemos nuestra salsa.







Y ya pasamos a la presentación del plato.

Ponemos la salsita y decoramos con los taquitos de patata.

A un lado las lonchas de cordero, al otro la patata con dos canónigos de adorno.

Y nos queda una cosa la mar de aparente, ¿ a que si??



Exclamación al ver el plato del pariente...

"¡¡La madre que te parió!"

Y mi respuesta.

" Tu suegra "

Espero que os guste.





¿Quieres imprimir esta receta?
Volver arriba

Desafío en la Cocina

Desafío en la Cocina
Cada mes una receta nueva, dulce o salada.

Me sufren y padecen

Entradas populares de este blog

COCA BOBA DE CANELA

MONAS DE PASCUA

COMO COCER CAÑAILLAS Y OTROS MARISCOS